13/5/13

TONGO A LOS MAX


Por Elisa Díez

Cada año digo lo mismo, no voy  a ver los Premios Max, ni siquiera haré el esfuerzo de seguirlos por Twitter, y siempre acabo cayendo de cuatro patas. Escribo esto en castellano, para que todos lo entiendan, para que mi crítica indignada traspase fronteras y no se quede sólo en Catalunya.

Año tras año los Premios Max son los premios del teatro de Madrid, fuera de las categorías de mejor texto en castellano, euskera y catalán (porque sí el valenciano también es catalán con diferencias dialectales), no hay presencia de fuera de la capital.

Y no es que ya sólo nos quejemos desde Catalunya, que parece que somos los niños de la rabieta, es que fuera de Madrid y Barcelona también hay teatro, que ni siquiera llega a estar nominado. y ¿por qué? Porque no gira, porque como está en gallego, euskera y catalán no le entendemos. Pero claro luego llega la gran producción rusa y acudimos raudos y veloces a leer subtítulos, vamos no me jodas! (y con perdón, ya digo estoy indignada)

Que el segundo teatro en importancia de esa Espanya a la que nos quieren unir con pegamento de los chinos, sólo tenga una categoría y que lo demás esté de prestado clama al cielo. Y que encima se excusen diciendo que no te entienden, tela ya de fuerte que me parece. 

Llevo tiempo pensando que con la Sgae no iría a ninguna parte, creo que es un error que los organicen ellos, creo que deberían ser independientes. El sello de la Sgae es un lastre para cualquier cosa y los Max no dejan de ser Sgae. El sistema de votaciones tampoco deja ocasión para que pueda ganar nada que no se haya visto en Madrid, salvo algunas categorías.

¿Cambiar el sistema de votación? Estoy a favor, quizás no sea muy vendible el sistema de cupos, pero deberían tener el mismo peso los votos de todas partes y se debería hacer por cupos igualitarios. Evidentemente que no todo el mundo puede ver todas las obras. ¿Os suena el siglo XX y la aparición de Internet? Aunque ya sé que no es lo mismo ver una obra grabada que en directo, menos es nada, pero votar a ciegas me parece una irresponsabilidad.

De la misma manera que exigimos transparencia a los gobiernos, que apostamos por una cultura de calidad y para todos, deberíamos saber apreciar y valorar esa cultura como se merece y no lamernos todos el culo los unos a los otros por lo guays que somos y qué bien que lo hemos hecho. BASTA! En la edición de esta noche el tongo ha quedado presente, Sanzol, Baró, Hipólito... ¿De verdad son los mejores del año? Pues no, pero sí los que más han untado, hablemos en plata.Y no es culpa de los actores en sí, sino de todo el aparato que llevan detrás. De cómo esta formado el sistema teatral. Unos untan más que otros, mientras los que no untamos se nos queda una cara de decir, ¿qué coño estamos haciendo aquí?

Quizás sólo nos queden los Premis Butaca y la separación, quizás eso es lo que buscan... Triste pero cada vez más cierto. Por cierto, Anna Lizarán (La Lizaran) lamentable no hacerle un pequeño homenaje. Todo muy triste. Esto no es cultura, es lamento y lamento haber escrito la crítica porque es necesaria y me gustaría que algún día esto dejara de ser noticia y modo de cabreo. Pero sigue siendo muy a pesar de muchos. Así, señores, no!

5 comentarios:

Yo diria que es una mirada desde el ombligo.

Estoy bastante de acuerdo con lo que dices. En concreto, es obvio que no se puede juzgar una obra de teatro por su idioma, como si su idioma fuese su género o categoría. Como si hubiera personas altas, bajas, gordas, feas.. y catalanes.

Por otro lado, ¿por qué asimilas escribir en catalán y no poder ser leída fuera de Cataluña? El catalán también se habla fuera de Catalunya (como, por otro lado, remarcas en el artículo).
El catalán no és la lengua "de" (propiedad) Cataluña, como el español no es la lengua "de" España, ni el inglés "de" Inglaterra. También son de otros sitios.

doncs ara sense idiomes que poguessin condicionar: qualsevol que hagi vist el llistat inicial (i bastant exhaustiu) de candidats en dansa i quin van ser els finalistes després de la primera tongada de votacions, haurà pogut copsar que als Max no van arribar les millors propostes de la temporada: i això és un problema molt greu per als premis, com per al propi sector de la dansa, sempre necessitat de prestigi i reconeixement

Para Sergi R: El artículo partía de una conversación en twitter entre tuiteros madrileños y catalanes. Los madrileños se excusaron diciendo que no ganaban obras catalanas porque no las entendían y me pareció el colmo, por eso lo de la alusión a la producción rusa. Por eso también he hecho lo de la crítica en castellano, ya sé que en el País Valencià y en Ses Illes me entenderán, y algunos fuera de los tres, pero no es una normal general en la meseta. Y lo digo con todo el respeto del mundo porque yo nací fuera de Catalunya y en una zona donde no se habla ni se entiende catalán.

Para Jordi Sora: El tema danza és una vergonya a tots els nivells i pels Max també. Sempre l'han considerada una categoria menor i si a les altres ja votant sense veure l'espectacle, aquesta ni t'explico.

Hola Elisa,

Ja sé que ho saps.
Només volia fer explícit que sovint s'iguala (implícitament) llengua catalana=Catalunya. I aquest el pitjor favor que se li pot fer a la unitat de la llengua.
Si aquesta assumpció no es trenca, sinó que es reforça, els valencians només tindrem l'opció de fer-nos visibles fent bandera de la denominació diferenciada.

D'ací la incoherència al teu text de caure en l'assumpció implícita i després protestar per la menció diferenciada al valencià.


Sergi R

Publica un comentari a l'entrada